El Boost, desarrollado por Adidas en colaboración con BASF, es el nuevo material de amortiguación que ha revolucionado el mercado de las zapatillas de running por sus múltiples ventajas sobre la clásica EVA.

Básicamente y resumiéndolo, las “capsulitas” de Boost tienen unas cotas de elasticidad, resistencia a la rotura y retorno de energía bestiales. Si metemos un compuesto así en zapatillas de correr, que siempre están recibiendo impactos, esto se traduce en que tenemos pequeños muelles que, cuando se comprimen (cuando se chafan en la pisada) almacenan energía que, una vez sin presión (cuando levantamos el pie) la liberan, haciendo una carrera mucho más fluida. El retorno de energía del Boost es del 55%, muy por debajo del 37% de la mayoría de EVAs que utilizan el resto de zapatillas.

Además, el Boost resiste muy bien temperaturas extremas, es muy blandito y ha demostrado tener una resistencia muy por encima de la media al desgaste por el uso continuado, así que el tacto de una zapatilla con Boost va a ser muy similar cuando la estrenemos que cuando ya esté acabando su vida útil a los 500, 800 o 1000 kilómetros. ¿Acaso hay algún compuesto mejor para amortiguar nuestras zancadas?

Adidas Ultra Boost

adidas-ultra-boost-1-1

En enero del año pasado adidas lanzaba su modelo estrella, la Ultra Boost. El anuncio no dejó más que críticas por su controvertido eslogan: “Las mejores zapatillas del mundo“, una afirmación que, como hemos dicho mil veces, es difícil de defender porque no hay una zapatilla que sirva para todos los tipos de corredores.

Aun así, después de todo lo que les llovió, las zapatillas acabaron resultando muy buenas. Con 100% Boost en la mediasuela, las Ultra Boost eran comodísimas, una delicia en la transición y perfectas como zapatilla de entrenamiento para días lentos pero con la posibilidad de darles caña también en los días de series.

El gran error de la marca estuvo en la suela. Resbalaba mucho y en días de lluvia más de uno tuvo un susto. Esto se ha solucionado en la nueva versión que acaba de salir, ya que incorpora suela Continental para evitar caídas y aumentar la durabilidad de la zapatilla.

Adidas Ultra Boost ST

adidas-ultra-boost-st-blogpost

Acaba de ver la luz el nuevo modelo tope de gama, la Ultra Boost ST. En esencia, es igual que la Ultra Boost, pero para corredores pronadores que necesitan corrección en la pisada.

Es una zapatilla con mucha estabilidad, sin sacrificar la amortiguación que tiene el modelo original. Además, también incluye suela Continental para solucionar el problema del agarre y durabilidad que comentábamos.

Es la opción perfecta para corredores con pronación leve o media de hasta 95 kilos que busquen el máximo rendimiento en una zapatilla, calidad de materiales alta y mucho confort.

Adidas Adistar Boost

Adidas Adistar Boost

La Adidas Adistar Boost es la zapatilla tope de gama neutra para entrenar aunque, en la práctica, por cómo está diseñado su chasis, puede dar servicio perfectamente a corredores con una leve pronación.

El Boost de la Adistar alcanza el 80% en su mediasuela y, con 11 milímetros de drop, un peso de 322 gramos en la versión de hombre y 264 en la de mujer, es una grandísima zapatilla porque destaca en agarre, durabilidad, amortiguación, calidad de materiales y un largo etcétera. Te gustará si sueles hacer kilómetros a ritmos más lentos de 4.20 min/km

Adidas Supernova Glide Boost 8

adidas-supernova-glide-boost-8-blogpost

La Adidas Supernova Glide Boost 8 es la zapatilla más vendida de la marca, ya que por sus características es válida para casi todos los corredores. El Boost le da muchísima versatilidad y funciona bien para rodajes, fartlek y para series largas. Es durable, no tiene un peso muy elevado y funciona bien tanto en asfalto como en tierra.

Es una zapatilla de gama alta pero mucho mejor que otras de gama superior, y difícilmente superable por ninguna de estas. Sus ritmos ideales están dentro de la horquilla 4:00-6:30/km, aunque funciona perfectamente a ritmos más lentos.

En la octava versión de esta zapatilla clásica, adidas ha intentado mejorar un modelo que en su séptima versión ya era casi perfecto. Incorpora una nueva lengüeta con un ajuste superior y un nuevo sistema S-Curve que abraza el tendón de Aquiles para evitar deslizamientos.

Además, desde la pasada versión, adidas se ha tomado su tiempo para estudiar la biomecánica femenina y, en base a los resultados que ha obtenido, ha construido una magnífica zapatilla de entrenamiento específica para el género femenino: el talón es más estrecho para proporcionar un mejor ajuste, el empeine y el antepié son más anchos -pues el pie femenino también lo es en estas zonas- y el upper es de un material híbrido entre el Techfit y el ESM que da como resultado un textil muy suave para evitar las rozaduras, que el género femenino es más propenso a ellas.

Sin duda, una apuesta segura para los corredores que quieran una zapatilla para todo.

Adidas Supernova Sequence Boost 8

adidas-supernova-sequence-boost-8-blogpost

La Adidas Supernova Sequence Boost fue la primera Boost de entrenamiento para pronadores leves y medios.

Es una zapatilla muy amortiguada y con un control de la pronación un tanto peculiar. Mientras que en casi todas las zapatillas para pronadores, claramente notas el “bulto” en el arco (depende del modelo cambia la posición), en la Sequence Boost no existe.

Podrías incluso llegar a pensar que es una neutra, pero no lo es en absoluto. Sirve tanto para pronadores leves como para los que tienen un giro muy marcado, los pronadores severos.

La versión 8 es la segunda con Boost en la mediasuela, y apenas trae cambios con respecto a la versión anterior, sólo unos retoques en la suela.

Su upper es de mesh y su drop de 10 mm. La versión masculina para la báscula en 320 gramos y la femenina en 270. Te encantará como zapatilla para acumular kilómetros, especialmente si corres más lento de 4.15 min/km.

Adidas Response Boost 2.0

adidas-response-2-0-boost-blogpost

La Adidas Response Boost es una buena zapatilla de entrenamiento para corredores de peso ligero y peso medio que busquen una Boost económica. Hay dos versiones disponibles según sea su upper, mesh (clásico) o Techfit (tejido estilo neopreno que ajusta mucho más).

Es ideal para el corredor que está empezando a correr y quiere una zapatilla sólida pero de precio bajo.

Adidas Revenge Boost 2

adidas-revenge-boost-2-blogpost

La Adidas Revenge Boost 2 sustiyuye a la antigua Response Stability y es una zapatilla de gama media con un pelín de corrección pensada para corredores con pronación leve y que no superen los 75 kg (65 kg en el caso de las mujeres) y que tengan un volumen de entrenamiento moderado (dos, tres días a la semana).

Aunque el Boost aparece más camuflado en este modelo, alcanza una cuota del 40% y corrige algo la pronación porque incorpora la tecnología Stable Frame, como la Supernova Sequence pero mucho más suave.

Como pasa con la Response Boost 2.0, es la zapatilla ideal para aquellos que quieren una opción muy económica para empezar a correr y echar kilómetros.

Adidas Sonic Boost

Adidas Sonic Boost

La Adidas Sonic Boost incorpora un 20% de Boost en la mediasuela y es una zapatilla mixta enfocada a corredores de peso medio y ligero para usar en entrenamientos y competiciones a ritmos rapidillos. Destaca por su respuesta (rebote del Boost a pesar de no tener mucha cantidad) y su buen ajuste. Por su precio y prestaciones sería algo así como la hermana pequeña de la Energy Boost.

Adidas Questar Boost

Adidas Questar Boost

La Adidas Questar Boost es la zapatilla de entrenamiento con menor cantidad de Boost en la mediasuela, un 25%, y todo concentrado en el talón. Es la zapatilla más básica de la gama Boost y representa una buena compra para corredores principiantes u ocasiones que no tienen una buena técnica. Sus cifras: 11 milímetros de drop y 320 gramos (hombre) / 246 gramos (mujer).

Es ideal para el que quiera probar la tecnología Boost y no quiera gastarse más de 70-80 €. Aun así, es un modelo de una relación calidad-precio muy alta y perfecta para el corredor ocasional.

Adidas Energy Boost 3

adidas-energy-boost-3-blogpost

La Adidas Energy Boost 3 es la zapatilla amortiguada con Boost que sirve también para series y carreras a más de 3:30/km.

Fue la primera zapatilla con Boost que, además, revolucionó el mercado, con un lanzamiento internacional y varios eventos exclusivos para presentarla en diferentes países. Sin duda generó una grandísima expectación y, tras pasar por los pies de muchísimos corredores, cumplió con creces lo esperado.

Es una zapatilla de sobresaliente porque es rápida, amortiguada, comodísima, blanda, que ajusta como un guante… Se puede afirmar que tener la Energy Boost en el armario es como tener dos zapatillas diferentes porque se comporta como una zapatilla de entrenamiento clásica y, también, como una zapatilla mixta. Se adaptará a tus ritmos ya sean rápidos o más lentos.

En esta tercera edición cuenta con un upper modificado para mejorar el ajuste y es más estable que las dos versiones anteriores. Sin duda, una de las zapatillas más cómodas a la par que cómodas que hay en el mercado.

Adidas Adizero Boston Boost 5

Adidas Adizero Boston Boost 5

La Adidas Adizero Boston Boost 5 es una zapatilla mixta neutra con mayor amortiguación que sus predecesoras sin Boost.

Es una excelente zapatilla para hacer entrenamientos rápidos como fartleks o series y competiciones de hasta maratón. Va camino de convertirse en un referente de su segmento. Una de las mejores opciones para empezar a tener contacto con zapatillas rápidas.

Adidas Adizero Tempo Boost 7

Adidas Adizero Tempo Boost 7

La nueva Adidas Adizero Tempo Boost 7 incorpora el Boost por todo lo alto para esta temporada de primavera/verano 2015.

Es, como la Boston, una zapatilla mixta con la diferencia que incorpora la tecnología Stable Frame en la parte delantera para corregir la pronación tardía, casi de antepié. Además, el efecto catapulta de lanzar el pie hacia delante está garantizado porque también incorpora el sistema Torsion, reforzado en la parte interior de la zapatilla.

La cantidad de Boost en la mediasuela de la Adizero Tempo se eleva hasta el 55%, la versión de hombre pesa 268 gramos y la de mujer 228, ambas con 10 mm de drop.

Adidas Adizero Adios Boost 3

adidas-adizero-adios-boost-3-blogpost

La Adidas Adizero Adios Boost 3 es una zapatilla ligera, para competir o entrenar a ritmos sub 3:45/km y la voladora por excelencia dentro de la marca.

Es rapidísima, muy estable, con una gran respuesta… vamos, lo tiene todo si lo que buscas es una zapatilla de competición o entrenamientos cañeros muy versátil, pues responde igual de bien haciendo series sub 3 min/km que cascándote una media maratón en 1h20′. Se comporta genial también en tierra. Su drop es de 10 mm.

Es la zapatilla utilizada por los atletas de fondo de primer nivel patrocinados por Adidas y, de hecho, Dennis Kimetto rompió el récord del mundo de maratón con ellas.

La tercera versión viene con pocos cambios, pero la suela se ha renovado para ofrecer algo más de agarre, una característica muy importante en este tipo de zapatillas.

Adidas Adistar Raven Boost

adidas-adistar-raven-boost-blogpost

2015 fue el año en el que el Boost llegó a los modelos de trail. Y, por ahora, el cambio ha sido muy efectivo.

La Raven siempre ha sido la todoterreno de adidas, la zapatilla de montaña que aguantará en cualquier terreno. La mediasuela viene ahora con Boost y tiene suela de Continental. El upper también viene bastante renovado y proporciona más protección.

En la lengüenta podemos encontrar un bolsillito para guardar los cordones. Es la zapatilla con más amortiguación de la gama de trail running de adidas. Tiene un gran retorno de la energía y es, sin duda, la zapatilla a considerar por los corredores con bagaje en la montaña que quieran una zapatilla para hacer muchos kilómetros.

Adidas Terrex Boost

adidas-terrex-boost-blogpostLa Terrex es la nueva incorporación al catálogo de trail running.

Es una zapatilla muy versátil, para todo tipo de corredores que quieran algo un poco más serio para la montaña. Con sólo 6 mm de drop y un perfil relativamente bajo, es una zapatilla con bastante respuesta, pero también amortiguada y estable.

Tiene suela Continental para asegurar el agarre en cualquier terreno. Es transpirable, cómoda y pesa alrededor de 320 gramos, un peso respetable para tratarse de una zapatilla “trailera”.

Adidas Response Trail Boost

adidas-response-trail-boost-blogpostLa Response Trail, una de las zapatillas con más versiones del mercado, se unía también a la fiesta del Boost en 2015.

La Response Trail Boost es ahora una zapatilla mixta para trail y asfalto, con una horma muy cómoda y con más amortiguación que nunca.

La suela tiene también material Continental y unos tacos espaciados para asegurar el agarre en cualquier tipo de terreno.

Además, el punto fuerte de este modelo está en el precio, que como es reducido, la convierte en una de las mejores opciones en relación calidad-precio para trail running.

Adidas Adizero XT Boost

adidas-adizero-xt-boost-blogpost

Una de las zapatillas que más cambios trajo consigo en el cambio al Boost fue la Adizero XT, sobre todo en apariencia, ya que incorpora una polaina.

Incorpora también suela Continental y hará las delicias de los corredores de trail y montaña que busquen un modelo ligero para entrenamientos no muy técnicos.

La distribución de sus tacos y la incorporación en su suela del compuesto Continental hacen de la zapatilla una auténcica maravilla cuando se trata de agarrar en terrenos duros, incluso en mojado. Como nos tiene acostumbrados, el material Continental es un seguro antirresbalones.

En cuanto al upper, la polaina y el resto del textil hacen que tengamos un ajuste muy conseguido incluso sin apretarnos los cordones. Eso sí, el tejido no es impermeable pero gracias a su transpirabilidad y ligereza, se seca muy rápido, lo que la convierte en una gran opción para entrenar cuando el mercurio sube.

Aquí no acaba el Boost

En los últimos 12 meses hemos visto cómo el catálogo con Boost se ha duplicado. Adidas está volcada con este nuevo compuesto y ya apenas queda un modelo dentro del catálogo que no lo tenga.

Sin duda, lo que al principio parecía una apuesta arriesgada se ha convertido en un éxito para la marca.

¿Qué nos tendrá preparado adidas para 2016?