Las Mejores Zapatillas para Trail Running

Hacer una lista con “las mejores zapatillas de running” es siempre complicado porque es algo que depende no sólo de las zapatillas sino también de quién las va a usar y cómo las va a utilizar. Si encima hablamos de “las mejores zapatillas para trail running” la cosa se complica aún más porque se añade una nueva variable clave: el terreno en el que se van a usar.

No obstante, no os preocupéis porque en este artículo hemos tenido eso en cuenta y os hemos preparado una lista de sugerencias agrupadas por categorías o tipología y dentro cada una de ellas vais a tener al menos un par de opciones que creemos que merece la pena tener en el punto de mira a la hora de buscar a vuestras próximas compañeras de viaje.

Como siempre, todas las que os citamos están enlazadas a sus correspondientes fichas técnicas para que podáis profundizar en los detalles de las mismas y, si aun así os quedan dudas, sugerencias o comentarios, no tenéis más que escribir en las secciones de comentarios de este artículo o de sus fichas.

Zapatillas polivalentes para trail running

Aun en el hipotético caso de que pudiéramos tener un armario con veinte pares de zapatillas de trail running diferentes, cada una dedicada a un uso muy concreto y específico, antes de salir a correr tendríamos que ponernos a pensar qué vamos a hacer, cómo va a ser el recorrido, cuánto tiempo y kilómetros, … ¡qué pereza!

Pero, tranquilos porque hay ahora mismo un montón de zapatillas que son capaces de rendir muy bien en una gran variedad de situaciones y que se pueden convertir en zapatillas (prácticamente) para todo, tanto para salir un día a ritmos tranquilos por terrenos fáciles como para los días de hacer pocos kilómetros a ritmos vivos por terrenos técnicos.

De hecho, en muchos casos no sólo no tienen nada que envidiar a esas zapatillas más técnicas sino que son capaces de dar incluso mejor resultado en muchas facetas y, si no me creéis, probad unas New Balance Fresh Foam Hierro v3 que, encima, os harán sentiros el centro de atención por su semibotín que hace que queden como un calcetín.

En esta tercera versión se han reinventado y se han hecho un poco más técnicas que sus predecesoras pero siguen siendo una gran opción para quien quiere tener una única zapatilla: amortiguadas, buen ajuste, agarre excelente, rodadoras, confortables, … Por cierto, también le echaría un vistazo a las New Balance Fresh Foam Hierro v2 (la versión anterior) que tanto gustaron en 2017 y que ahora se pueden poner a precios la mar de interesantes.

Como segunda opción propondría las Saucony Xodus ISO 2 aunque, en este caso, por favor, cuidad un poco el terreno por el que las metéis y no hagáis demasiadas locuras por suelos agresivos porque no están pensadas para eso. Si lo hacéis, os pasará como a muchos de los que desintegraron la suela de las primeras Saucony Xodus ISO. Mejor disfrutad con ellas por terrenos de tecnicidad media, rodando largo y tendido y disfrutaréis de unas berlinas rodadoras increíbles que no os fallarán nunca.

Zapatillas para trail técnico y cañero

En esta categoría es difícil quedarse con “las mejores” porque, si queremos hilar fino, no es lo mismo la tecnicidad de una bajada con rocas en una ultra que la subida corta y explosiva de un kilómetro vertical pero, pensando en zapatillas de trail running “técnicas y cañeras pero versátiles”, empiezo sugiriendo las Dynafit Alpine PRO a las que es difícil encontrarles el límite. Muy buenos y hábiles tenéis que ser para que las pongáis en aprietos y resisten muchísimo así que podréis darles toda la caña que queráis.

Os pueden dar mucho juego unas New Balance 910v4 que han vuelto algo más técnicas que sus predecesoras y que gracias a un diseño de tacos algo más agresivo y mayores protecciones, ahora aguantan mucho mejor y eso no es óbice para que sigan comportándose bien en terrenos algo más sencillos.

Si además de tecnicidad queréis que sean muy rodadoras, La Sportiva Mutant puede ir en vuestra ayuda, unas zapatillas de las que no vais a encontrar muchas opiniones negativas y que vais a ver en los pies de muchos de los que gustan de rodar mucho tiempo y que no se amilanan ante ninguna dificultad técnica. Contundentes, duraderas, confortables, seguras, … el que prueba, repite con ellas.

Zapatillas para correr rápido

Si hablamos de correr rápido por la montaña, a la mayoría nos vienen a la mente las zapatillas de Kilian Jornet que tenemos en dos “sabores”, las Salomon S-Lab Sense Ultra 6 para terrenos compactos y las Salomon S-Lab Sense 6 SG para terrenos grasos o sueltos (SG = Soft Ground). Ambas son zapatillas tan voladoras que podrían rivalizar con la respuesta que ofrecen las zapatillas de competición de asfalto y, si bien su precio es alto, la durabilidad es mejor de lo esperado amén de que, éstas suelen ser las que muchos eligen para competir y ahí merece la pena hacer una buena inversión. Si eres un virtuoso del trail running y te gusta volar bajo, no lo dudes, prueba unas y verás.

Las New Balance Vazee Summit fueron una sorpresa cuando las conocí porque eran, prácticamente unas zapatillas voladoras de asfalto con suela agresiva de trail running. Pero la sorpresa llegó al ver que eran más versátiles de lo que pensaba y que eran capaces de rendir genial en todos los terrenos, tanto fáciles como agresivos, de hecho, llegué a decir que me parecían las zapatillas voladoras más versátiles y más equilibradas. En sus sucesoras, las New Balance Vazee Summit v2 han mejorado todo lo mejorable que había así que mantengo lo dicho, de lo mejorcito que os podéis calzar, sin duda.

Zapatillas para terrenos grasos y sueltos

Si os gusta meteros en el barro y disfrutáis como gorrinos en él y no dudáis ni un segundo en salir cuando está lloviendo, probad unas Inov-8 X-Talon 212 o alguna de las de la familia X-Talon. Son míticos sus agresivos tacos y hay opciones tanto cañeras, prácticamente minimalistas como algo más rodadoras aunque, quizá las X-Talon 212 sean un punto intermedio muy interesante que puede daros mucho juego. Son bastante cañeras pero hablamos de ir por barrizales así que no debería preocuparos sino al contrario, convertirse en un valor añadido. Será como poneros garras en los pies.

Y, cómo no, las Salomon Speedcross 4 que llevan en catálogo cerca de dos años y siguen tan jóvenes como el primer día. Parece mentira cómo se han convertido, en tan sólo cuatro versiones en toda una referencia pero cuando sales a correr con unas entiendes por qué: contundentes, protegidas, agarran genial en terrenos sueltos, … por algo son muchos los que compiten con ellas. Además de la versión “normal” tenéis unas con membrana impermeable (Salomon Speedcross 4 GTX) y otras con tratamiento repelente (Salomon Speedcross 4 CS) que estarían a mitad de camino entre ambas y que pueden ser suficientes para muchos de los  que salen a correr cuando llueve. Además, están en infinidad de colores así que, como para no ganarse al público.

Como bonus en esta categoría os propongo dos de las que han salido a finales de 2017: las Asics Gecko XT que harán que vuestros pies sean capaces de agarrarse a cualquier superficie como si fuerais Spiderman y las Saucony KOA ST, con una suela que casi da miedo tocar de lo agresivos que son sus tacos, ¡parecen clavos!

Zapatillas minimalistas y de natural running

Si aparecen los términos “trail running” y “minimalismo” es imprescindible nombrar a las Merrell Trail Glove 4, posiblemente las zapatillas más representativas del minimalismo fuera del asfalto y unas de las más queridas por muchos porque son capaces de rendir genial incluso en asfalto. Está claro que hay que tener una técnica medianamente decente para calzarlas y, para quien goza de ella, son modelo que debería calzarse al menos una vez en la vida, máxime, en esta cuarta versión que ha mejorado mucho.

Para quien no tenga esa depurada técnica pero guste del natural running, drops bajos, etc. no faltan opciones como p. ej. las Altra Lone Peak 3.5 que, si bien tienen zero drop como todas las Altra, nos ofrece una gran dosis de amortiguación bajo los pies. Extremadamente blanditas y confortables, excelente agarre en todas las superficies, horma amplísima y desahogada, … Son una de las opciones más versátiles y polivalente de la casa americana y unas de las más vendidas, ¡por algo será!

Zapatillas con buena relación calidad / precio

Con un poco de suerte seguro que encontráis gangas y ofertones dentro del catálogo de Runnics pero hay un gran número de zapatillas que ya tienen un precio de salida ajustadísimo con lo que no haría falta ni siquiera esperar a que surgiera esa oferta. Obviamente, hablamos de zapatillas “buenas”, tanto, que muchas veces no tienen nada que envidiar a los modelos de referencia y que son capaces incluso de sacarle los colores a sus hermanas dentro de la misma marca y les “roban” usuarios que optan por ellas por su gran relación calidad precio.

Dentro de este grupo, tengo predilección por las Adidas Kanadia TR 8.1 que han dado un gran salto de calidad y que, de hecho, muchos utilizan como zapatillas de competición en ultras por el puntito de agilidad, ligereza y confort que tienen. Parece mentira cuánto han sido capaces de evolucionar y el precio que tienen que te hace plantearte si comprarte unas zapatillas “tope de gama” o “casi dos” Kanadia porque, si las pillas rebajadas, casi te da para un “dos por uno”.

Por supuesto, hablar de calidad / precio es hablar de Joma y, desde hace unos años tiene un catálogo bien surtido para el trail running con las polivalentes Joma Sierra 3 que valen para todo y son quizá las más técnicas, la Joma Claw que han primado un poco más la parte competitiva y tienen un taqueado para terrenos grasos y rotos o las Joma Trek que son las menos técnicas de todas pero quizá las más adecuadas para terrenos facilones o para los que se quieren iniciar en el mundillo sin invertir mucho dinero.

Zapatillas “Door to Trail” y “All Terrain”

Para terminar un par de sugerencias con zapatillas de las llamadas “All Terrain” o “Door to Trail”, es decir, aquéllas que siendo de trail running no quieren alejarse completamente del mundillo del asfalto o, al menos, rendir medianamente bien en ambos terrenos. De hecho, pueden ser una gran alternativa para quienes hacen la mayor parte de sus kilómetros en pistas, cañadas y similares.

Unas de las que más han sorprendido últimamente han sido las Adidas Ultra Boost ATR porque pocos nos habríamos imaginado que se pudiera enfocar la filosofía de unas zapatillas tan confortables y amortiguadas como las Adidas Ultra Boost desde la perspectiva del “All Terrain”. Como no podía ser de otro modo, el ajuste es excelente, como un calcetín y, de hecho, lo llevan al extremo con ese tobillo y collar que quedan ceñidos y evitan que entren piedrecillas o arena. Además, el upper tiene un tratamiento DWR que evita que se calen pronto. No son para hacer trail complicado pero, para todo lo demás, os van a encantar, seguro.

Dentro de esta categoría no podían faltar unas Hoka One One, posiblemente la marca no purista del trail running que más modelos ATR tiene en su catálogo. Muchas de sus zapatillas de asfalto van perfectamente por este tipo de terrenos pero vamos a quedarnos con las Hoka One One Stinson 4 ATR que ofrecen una cantidad ingente de amortiguación y con las que rodaréis hasta aburriros. Son muy altas pero sorprende su estabilidad y, para quien gusta de correr sobre blandito, una vez que las prueba ya no sale de la marca.

Como os decía al principio del artículo, es difícil hacer una selección con las mejores zapatillas de trail running, no sólo por la gran cantidad de opciones que hay sino porque depende en gran medida del uso que se vaya a hacer de ellas y de las preferencias de cada uno pero creo que en esta selección hay opciones suficientes como para cubrir un espectro de usos muy amplio y que os puede servir como punto de partida para buscar vuestras próximas zapatillas.

No obstante, si aún así no os convencen, si echáis en falta alguna o no sois capaces de encontrar la que necesitáis, no dudéis en preguntar en la sección de comentarios.